#Musalove Story nº47 – I Concurso de relatos

el mejor regalo de san valentin

Relato nº47: Invierno de dos mil dieciséis

 

Era invierno de dos mil dieciséis, cuando me sentaba en un banco de Orihuela con mi mejor amiga y un grupo de amigos que ella conocía, yo no conocía a ninguno, pero allí estaba el, un chico de unos dieciséis años aparentemente, pelo corto y delgado, era chico sonriente y simpático, se llamaba Javier vivía en Orihuela. Al mirarlo durante un rato me acorde que cuando yo vivía allí íbamos al mismo instituto pero nunca nos habíamos fijado el uno en el otro. Después de un rato nos presentaron sus amigos con la tontería de las gracietas que nos hacíamos. Todo empezó por que yo hablaba y el me vacilaba o al revés, el caso es que él  no lo hacía de una forma cualquiera, lo hacía para que me fijara en él, y así fue comencé a fijarme en él, al rato estábamos tonteando y gastándonos bromas.

Pasaban los días y yo con la excusa de quedar con mi amiga iba más a Orihuela y siempre estábamos con él. Un día con la excusa de ir a alquilar un bajo me pidió mi número de teléfono, Estaba claro que no solo lo quería para eso y yo lo sabía. Ese mismo día cuando llegue a mi casa me había hablado, me puse nerviosa y pensé en qué hacer si hacerme la dura, o responderle finalmente le respondí, y al cabo de un rato estábamos tonteando , pasábamos todo el día hablando, luego nos veíamos y nos daba vergüenza mirarnos , nos gustábamos y los dos lo sabíamos .

Domingo por la tarde de ese mismo invierno decíamos estar aburridos, pero solo era una excusa para vernos y esa vez a solas. Sin pensármelo dos veces le dije que si me apetecía quedar , y así fue me acerque a Orihuela a verle sin que ni mi amiga ni sus amigos lo supiesen, después de estar bastante tiempo hablando decidimos dar una vuelta, Yo tenía mucho frio y las manos heladas , él se me puso enfrente y coloque mis manos en su cuello me miro durante unos segundos y yo le miraba a él lo demás nos daba igual la gente que pasara o lo que ocurriera , en ese momento éramos él y yo nadie más , al pasar esos segundos nuestros labios se unieron en un apasionado beso , sus labios eran carnosos y tiernos , después de ese beso me fue a dar otro y se reía mientras unía sus labios a los míos , yo me reía seguidamente pero me gustaba esa sensación de mariposas revoloteando por mi estómago. Llegaba el momento de irme, no quería separarme de él  había estado muy a gusto , sin embargo sabía que esa no sería la única vez que iba a estar con él a solas , que después de esa tarde vendrían muchas más , y así fue estuvimos quedando todos los días , me pasaba las tardes estaba con él le contaba mi día a día igual que el a mí , y una de esas tardes de las que quedamos mi amiga perdería su virginidad y yo comenzaría una nueva etapa en la que  había encontrado sin buscarlo al primer chico del que al cabo de unos meses estaría enamorada , él me había pedido de salir .

Una tarde jugábamos al yo nunca y ahí me di cuenta entre líneas que a mi amiga le gustaba el, todos se reían al ver la cara de mi amiga porque tendría que beber y yo me enteraría, a mí eso me daba igual porque yo sabía que a él no le gustaba nada y me quería a mí, por otra parte a mi amiga si le gustaba era porque estaba conmigo.

A día de hoy no estoy con él , lo habíamos dejado dos veces antes de verano pero aun seguíamos hablando  yo estaba enamorada de él y me gustaba que me hablase, pero el solo me daba falsas ilusiones, el no sentía lo mismo solo lo hacía por entretenerse porque cuando yo le decía lo que sentía él me decía que no quería nada , finalmente me arte y decidí pasar de él y no hacerme daño , al final la que sufría era yo , él era el único chico por el que yo había llorado y mi amiga lo sabía no obstante me oculto que a ella le gustaba y lo mejor que supo hacer por mucho que yo le dijese que el único chico con el que odiaría que tonteara era el , ella le decía a otras amigas mías que le gustaba y colgaba fotos en redes sociales para picarme , el a lo largo del tiempo me hablaba y un día se lo conté, me dijo que nunca en la vida tendría nada con ella, pero yo seguía molesta , me había traicionado le importaba más un chico que nuestra amistad y mis sentimientos . Ahora no le tengo a él ni a ella.

Patrocinador: Musaventura shop | Musaventura Blog

Summary
Article Name
Relato nº47: Invierno de dos mil dieciséis
Description
Siempre estábamos con él. Un día con la excusa de ir a alquilar un bajo me pidió mi número de teléfono. Estaba claro que no solo lo quería para eso y yo lo sabía
Author
Publisher Name
Musaventura
Publisher Logo