#Musalove Story nº49 – I Concurso de relatos

el mejor regalo de san valentin

Relato nº49: Belleza natural

 

Todas las mañanas me cruzaba con él, nuestras miradas se unían y nuestros deseos eran los mismos, yo deseaba tenerle junto a mi rozar sus labios y saber más de él. El deseaba hacerme suya, rozar mis labios y saber de mí, su mirada delataba lo que su corazón y su mente deseaban. Yo me mostraba abierta a que se acercase a mí, pero no lo hacía solo se delimitaba a darle gusto a su mente e imaginarme junto a él sin poder sacarme de su mente ni si quiera cuando no me veía.

Aquel muchacho tan apuesto hacia rondar mi cabeza y me hacía pensar en el día y noche, pensaba en su cabello, su mirada, sus labios y su exquisita percha. se notaba que no era un hombre humilde el cual le costase llegar a fin de mes , yo no soy pobre pero tampoco afortunada , me delimito a ser una chica humilde a ayudar a los demás y esperar al hombre de mi vida después de tanto tiempo de soledad y pureza , a mi edad es difícil que las mujeres sean puras , pero yo soy especial mi tío me lo decía soy una mujer que se hace de valorar el me lo enseño que si le doy todo a un hombre sin conocerle realmente seré fácil y fáciles hay muchas . El hombre en el que me fijo y me hace pensar tanto ni si quiera se lo puro que es pero en su belleza natural y su mirada veo la firmeza de no ser un abre flores , no es el típico que te endulza y cuando consigue lo que quiere se va no , yo sé que el siente algo por mí , sino porque va cada mañana a la protectora pasea un perro durante una hora y siempre por donde yo estoy ? está claro que le gustan los animales tanto como a mí , pero no creo que ese sea su único motivo , la última vez que no acudí como todas las mañanas el pregunto por mí y eso me hizo saber más seguro aun que uno de los motivos era yo .

Primeros días del año, había vuelto a venir, estaba enfrente de mí y no sabía  qué hacer, le sonreí  y me sonrío, ese día le brillaba más la sonrisa y deslumbra más su rostro. Se acercaba hacia mí poco a poco, yo no sabía qué hacer.

-Buenos días preciosa mujer, ¿cuál es tu nombre? –Me dijo con todo dulce

-Buenos días simpático me llamo Azul ¿y tú?   .-le respondía yo tocándome el mechón de pelo que salía del flequillo.

– Raúl, he visto que vienes todos los días, sí que te deben de gustar los animales… Algo tan bonito como esto y como tu debería de realizarse más.

– Vaya que cosas más sinceras y reales dices, por no agradecerte lo de bonita.

– ¿Acaso no eres más bonita que los rayos del sol ¿? o que el brillo de la luna? luna que sin duda me gustaría ver esta noche contigo.

– Si lo que ofreces es una cita, aceptaría si me recoges a las nueve de esta noche en la calle Marsella sur Nº5.

Así será, a esa misma hora te pasare a recoger.

 

Sinceramente había ocurrido todo rápidamente, no habíamos hablado mucho cuando ya me pedía entre líneas una cita, yo tampoco es que me esperase mucho para decirle que sí, pero los nervios y la alegría me hacían no poder esperar,  de todos modos tampoco era nada malo decirle que si al fin y al cabo eso es lo mínimo que puede pasar, después ya las normas las pondría yo total al pedirme una cita no sobrepasa ningún nivel de aceleración.

Esa noche íbamos a quedar y tampoco podía estar pensando en lo que iba a pasar, más bien tenía que pensar en que ponerme… Después de dos meses viéndole cada mañana en la protectora ya era hora de que me viese arreglada y que menos que estrenar modelito, me puse una falda de nueva temporada con mis botines una blusa verde que pegaba con mis ojos, el pelo liso y unas buenas joyas. Después me imaginaba como iría el si se le habría ocurrido ponerse un modelito u otro pero lo mejor era verlo de sorpresa. Sonaba el timbre cuando me lavaba los dientes, escupí rápidamente y le avise de que bajaba.

 

 

  • Buenas noches Azul.- Me dijo después de darme dos besos cerca de los labios.
  • Vaya, buenas noches Raúl, ¿dónde vamos a ir? .- Le pregunte dejándole caer que había notado el acercamiento de labios pero no me agradaba esa confianza.
  • Había pensado llevarte a un italiano que hay en el centro de alicante.
  • Lo veo bien la verdad, bueno cuéntame más de ti por el camino, vamos a hacer unas presentaciones en condiciones.
  • Me llamo Raúl , tengo diecinueve años y vivo aquí en alicante , trabajo en la empresa de mi padre , vendo coches de marcas caras , mi última relación fue hace un año y bueno ya me iras conociendo más y tu cuéntame .- M respondió alegremente
  • Me llamo Azul también soy de aquí y tengo dieciocho años, estoy estudiando quiero sacarme auxiliar de enfermería y mi última relación… bueno fue el verano pasado, yo no pierdo el tiempo en tonterías de dos semanas.

Cuando llegamos al restaurante le conocí mucho mejor y lo pase muy  bien , al terminar la noche me dijo de quedar otro día y acepte la segunda cita , esa noche me había gustado mucho más , descubrí un enorme corazón y me intereso mucho más que cuando no lo conocía .

Estuvimos quedando cuatro semanas más, cuando una mañana en la protectora yo lloraba de alegría porque se llevaban a uno de los perros que más cariño tenia, el al verme se acercó y me dijo que cuando lloraba le hacía gracia mi cara porque parecía china , le mire y sonreí el me miro los labios con una mirada seductora que me dejo patidifusa , no pude aguantar y me acerque a él , finalmente me beso , fue un beso apasionado y con ganas , el primer beso de todos los que nos quedaban . Después de esa mañana empezó algo más serio entre los dos, el comienzo de una bonita relación.

Patrocinador: Musaventura shop | Musaventura Blog

Summary
Article Name
Belleza natural - Especial San Valentin
Description
Estuvimos quedando cuatro semanas más, cuando una mañana en la protectora yo lloraba de alegría porque se llevaban a uno de los perros que más cariño tenia, el al verme se acercó y me dijo que cuando lloraba le hacía gracia mi cara porque parecía china ,
Author
Publisher Name
Musaventura
Publisher Logo